Facebook Twitter Google +1     Admin


Vanity Fea




Powered by Rollyo




Indices de locuacidad

El índice de locuacidad de los comentaristas de un blog (A) se obtiene dividiendo el número de visitas recibidas en un período de tiempo por el número de comentarios. No confundir con los índices de locuacidad del bloguero (B y C), que se obtienen dividiendo el número de sitios visitados en un período de tiempo por el número de comentarios introducidos (B) y el número de días por el número de artículos introducidos en su blog (C). Del cruce de datos entre el índice de locuacidad de los comentaristas del blog y los índices de locuacidad del bloguero surge un cuarto índice (D), que podíamos llamar índice de locuacidad del blog. Sería necesario hacer ajustes teniendo en cuenta a los blogguers que tienen varios blogs (entre los cuales prefiero no contarme). Cruzando a su vez los datos del índice de locuacidad con el número absoluto de visitas del blog, surge un quinto índice, (E). Otros más salen de cruzar cada uno de los índices con el número de líneas de los comentarios (F, G, H, I, J), y con la relación entre el número de líneas del post y el número de líneas de los comentarios (K., L, M, N......) - eso, llámalo n.

Un día los calculo (@B-I) pero puedo adelantar que tengo un bajo índice de locuacidad, se mire como se mire. Bueno, menos en la locuacidad relativa del blog y los comentarios. (Mi otra cifra más alta viene a ser en B, pongo más o menos un comentario por cada veinte sitios visitados).

Domingo, 21 de Agosto de 2005 13:46. Enlace permanente. Blogs

Comentarios » Ir a formulario







Blog de notas de
José Ángel García Landa

(Biescas y Zaragoza)
::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::
"Algo hay en el formato mismo de los blogs que estimula un desarrollo casi canceroso de nuestro ego"
(John Hiler)





Archivos

Temas

Enlaces


http://garciala.blogia.com

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris