Facebook Twitter Google +1     Admin


Vanity Fea




Powered by Rollyo




Se muestran los artículos pertenecientes a Abril de 2015.

Wish You Were Here

domingo, 30 de marzo de 2014

Wish You Were Here

En los 70 la empecé a tocar, ésta de Pink Floyd, y nunca terminé.  Seguimos enviando la misma postal—ahora mptresstressada. Versión unplugged, claro—plugged only to the same old tunes:
 

We're two lost souls swimming in a fishbowl
Year after year
Running over the same old ground,
What have we found?
The same old fears—
Wish you were here


—oOo—


TIME


Ticking away the moments that make up a dull day
Fritter and waste the hours in an off-hand way
Kicking around on a piece of ground in your home town
Waiting for someone or something to show you the way

Tired of lying in the sunshine staying home to watch the rain
You are young and life is long and there is time to kill today
And then one day you find ten years have got behind you
No one told you when to run, you missed the starting gun

And you run and you run to catch up with the sun but it's sinking
Racing around to come up behind you again
The sun is the same in a relative way, but you're older
Shorter of breath and one day closer to death

Every year is getting shorter, never seem to find the time
Plans that either come to naught or half a page of scribbled lines
Hanging on in quiet desperation is the English way
The time is gone, the song is over, thought I'd something more to say

___

Home, home again
I like to be here when I can
When I come home cold and tired
It's good to warm my bones beside the fire
Far away, across the field
The tolling of the iron bell
Calls the faithful to their knees
To hear the softly spoken magic spell



—oOo—


Etiquetas: , ,

Miércoles, 01 de Abril de 2015 14:12. José Ángel García Landa Enlace permanente. Músicas mías


Armanda (Antonio Escarpa)

Armanda (Antonio Escarpa)

Etiquetas: ,

Miércoles, 01 de Abril de 2015 14:14. José Ángel García Landa Enlace permanente. Música




ACCIÓN, RELATO, DISCURSO

lunes, 31 de marzo de 2014

ACCIÓN, RELATO, DISCURSO

A este libro, que empezó con mi tesis doctoral en los años ochenta, estuve muchos años dándole vueltas, y me dejó sin ganas de volver a escribir otro tratado semejante. Vistas además las dificultades para publicarlo, también años yendo de editorial en editorial, donde todos expresaban su admiración pero me decían que les resultaría imposible venderlo—y no andaban desencaminados, no. Al final lo publicó la Universidad de Salamanca en 1998. Empecé a preparar una edición en HTML hace años, pero aún está a medias. Así que he decidido sacarlo por secciones en PDF, en el SSRN. Aquí está el resumen y los enlaces a cada capítulo.

—oOo—


Acción, Relato, Discurso: Estructura de la ficción narrativa
A-R-D


Acción: El concepto y su historia (Acción, Relato, Discurso 1.1)

Acción, Relato, Discurso es un tratado sistemático de narratología estructuralista. La primera sección (1.1) estudia las raíces del concepto estructuralista de acción narrativa tal como se encuentran en la poética clásica (Platón y Aristóteles) y en las teorías de los formalistas rusos y los Nuevos Críticos anglosajones a principios y mediados del siglo XX.

La Acción en la narratología estructuralista (Acción, Relato, Discurso, 1.2)

Acción, Relato, Discurso es un tratado sistemático de narratología estructuralista. La segunda sección (1.2) examina diversas cuestiones relativas al análisis de la acción narrativa desde el punto de vista de la poética estructuralista: 1) Diferentes teorías sobre los niveles de análisis del texto literario; 2) La narratividad; 3) El análisis de la acción en rasgos distintivos; 4) El punto de vista en el nivel de la acción; 5) La acción como macroestructura discursiva; 6) Resumen, acontecimiento y acción mínima; la relación entre acción y discurso; 7) La concretización de la acción en la lectura; 8) Las transformaciones de la acción narrativa.

Definición y orígenes del concepto de Relato (Acción, Relato, Discurso, 2.1)

Este trabajo proporciona una definición estructuralista del concepto de "relato" entendido como un nivel analítico específico de la estructura del texto narrativo, en el marco de la teoría sistemática de la ficción narrativa desarrollada en el tratado Acción, Relato, Discurso. Las definiciones de Genette y de Bal son sometidas a análisis crítico y proporcionamos una definición más inclusiva del nivel del relato, desde el punto de vista de la retórica de la comunicación narrativa. Esta definición combina las aportaciones clásicas de la tradición retórica y de la poética con las aportaciones contemporáneas del análisis del discurso y de la narratología estructuralista.

Tiempo del Relato (Acción, Relato, Discurso, 2.2)

En la sección 2.2 ("Tiempo del relato") de Acción, Relato, Discurso examinamos la estructura temporal de este nivel de análisis, el relato, complementando las propuestas estructuralistas de Genette con una perspectiva más coherente con una semiótica general y con el análisis del discurso. Tratamos las cuestiones del orden narrativo de los acontecimientos, y su duración (atendiendo a las definiciones de pausa, escena, resumen y elipsis), y proponemos tratar las cuestiones de frecuencia en una sección aparte, bajo la categoría del aspecto narrativo.

Aspecto del relato (Acción, Relato, Discurso, 2.3)

En este apartado proponemos una teoría del aspecto narrativo, en particular en sus dimensiones de frecuencia y permanencia, entendido como una dimensión estructural con entidad propia (a imagen del aspecto verbal, categoría gramatical distinta del tiempo verbal) que opera en este nivel intermedio de estructuración narrativa, el relato.

Modo del Relato (Acción, Relato, Discurso, 2.4)

"Acción, Relato, Discurso" es un tratado sistemático de narratología estructuralista. La sección "Modo del relato" analiza desde el punto de vista semiótico dos dimensiones de la estructuración narrativa: 1) las modalidades de la 'distancia narrativa', que van desde la dramatización y la mostración directa a los diversos tipos de representación mediada y narrativizada; 2) la perspectiva narrativa, entendida como focalización o punto de vista tomado como referente experiencial para estructurar el relato. Examinamos las relaciones entre perspectiva y gramática, así como las diversas teorías desarrolladas por los narratólogos sobre la perspectiva narrativa.

La estructura pragmática de la narración literaria (Acción, Relato, Discurso, 3.1)

Este trabajo expone una teoría semiótica de la comunicación literaria, examinando la estructura de la ficción narrativa en la interfaz de la narratología y de la pragmática literaria. Sienta los prolegómenos para el estudio de las estructuras discursivas de la narración tal como se llevará a cabo en la tercera sección de "Acción, Relato, Discurso", un tratado sistemático de narratología estructuralista. La primera sección del presente trabajo proporciona una introducción al concepto de pragmalingüística, y procede luego a examinar desde este punto de vista las cuestiones de la escritura, la interacción comunicativa, la ficcionalidad, la narración y el status narrativo. Destaca un análisis de la ficcionalidad desde el punto de vista de la teoría de los actos de habla. Termina este trabajo con un examen pragmalingüistico del concepto de literatura, de la comunicación literaria y sus efectos, y de la noción de géneros literarios.

Narrador, Narración y Narratario (Acción, Relato, Discurso, 3.2)

Este capítulo examina los conceptos de narrador, narración y narratario en la ficción narrativa, desde la perspectiva de la narratología estructuralista. "Acción, Relato, Discurso" es un tratado sistemático de narratología estructuralista, y la presente sección examina las estructuras narrativas asociadas al nivel de la narración ficticia y su recepción. La primera parte ("Narrador") trata del concepto de narrador en la ficción, la autonomía del nivel de la narración, la competencia modal del narrador, la cuestión de los niveles narrativos, la inserción de relatos y las rupturas de marco, el concepto de la persona narrativa, y se se comentan algunos tipos básicos de narrador: los narradores autodiegéticos, los narradores-testigo, los narradores escritores, y el narrador autorial. La segunda parte ("Narración") examina la cuestión de la motivación diegética de la narración, los movimientos narrativos, la narración de palabras, de acontecimientos y de pensamientos; el monólogo interior, la descripción y el comentario; asimismo se comenta la temporalidad del acto narrativo y la clausura narrativa. La última sección se dedica a la figura del narratario como interlocutor del narrador.

Autor Textual; Obra; Lector Textual (Acción, Relato, Discurso, 3.3)

Examinamos aquí la cuestión de la comunicación literaria a través de las narraciones de ficción, y más concretamente las convenciones que regulan la comunicación entre autores y lectores implícitos. "Acción, Relato, Discurso" es un tratado sistemático de narratología estructuralista; esta sección analiza el nivel de la comunicación textual y los roles textualizados del autor textual o autor implícito, el lector textual o implícito, las diferencias entre autores implícitos, escritores y narradores, los aspectos textualizados de la obra y las concretizaciones de la misma en la lectura, así como el papel del lector textual o implicito, y las diferencias entre lectores efectivos, lectores textuales y narratarios.

Autor y Lector; Conclusión (Acción, Relato, Discurso, 3.4; 4)

"Acción, Relato, Discurso: Teoría de la ficción narrativa" es un tratado sistemático de narratología estructuralista. La presente sección proporciona un análisis estructural de la comunicación literaria narrativa al nivel del autor y del lector, en tanto que es diferente del nivel comunicativo textualizado del autor implícito y del lector implícito. Examinamos la competencia modal del autor y la del lector, además del proceso de lectura, y de las cuestiones de la recepción y de la crítica en tanto que diferente de la lectura.

Sigue una conclusión general sobre el análisis estructural de la narración, y sobre el modelo aquí propuesto.

—oOo—





En el SSRN han sido aceptados y redistribuidos estos capítulos en varias revistas electrónicas, según dejo constancia en las diversas entradas del blog desde finales de febrero de 2014—aquí en orden inverso, y en inglés (también los abstracts).

2410183
APS
Author and Reader; Conclusion (Action, Story, Discourse, 3.4; 4)

Action, Story, Discourse: A Theory of Narrative Fiction is a systematic treatise of structuralist narratology. The present section provides a structuralist analysis of literary narrative communication at the level of the author and reader, as distinct from the textualized communicative level of implied author and implied reader. An examination of the modal competence of the author and of the reader is provided, as well as one of the reading process, and of the issues of literary reception and of criticism as disctinct from reading.

This is followed by a general conclusion on the structural analysis of narrative and on the model proposed here.

2408425
APS
 Textual Author; Work; Textual Reader (Action, Story, Discourse, 3.3)

This paper addresses the issue of literary communication through narrative fiction, and more specifically the conventions regulating the communication between implied authors and readers. Action, Story, Discourse is a systematic treatise in structuralist narratology: this section examines the level of textual communication and the textualised roles of the textual or implied author and implied reader, the differences between implied authors, writers, and narrators, the textualised aspects of the work and the work's concretization in the reading process, and the role of the textual reader or implied reader, as well as the differences between actual readers, implied readers and narratees.


2407894
APS
Narrator, Narration and Narratee (Action, Story, Discourse, 3.2)

This paper examines the concepts of narrator, narration and narratee in fiction, from the perspective of structuralist narratology. Action, Story, Discourse is a systematic treatise in structuralist narratology, and the present section examines the narrative structures associated to the level of fictional narration and its reception. The first part ("Narrator") deals with the concept of the narrator in fiction, the autonomy of the level of narration, the narrator's modal competence, the issue of narrative levels, embedding, and frame breaking, the concept of narrative person, and some major types of narrators: autodiegetic narrators, witness-narrators, author-narrators, and authorial narrators. The second part ("Narration") discusses the notion of diegetic motivation of narration, narrative movements, narration of words, of events, of thoughts, interior monologue, description and commentary; also the time of the narrative act and narrative closure. The last section is devoted to the figure of the narratee, the narrator's addressee.

2406836
APS
The Pragmatic Structure of Literary Narrative (Action, Story, Discourse, 3.1)

This paper develops a semiotic theory of literary communication, examining the structure of narrative fiction at the interface between narratology and literary pragmatics. It sets down the prolegomena for an examination of the discursive structures of narrative as developed in the third section of Action, Story, Discourse, a systematic treatise in structuralist narratology. The first section of this paper provides an introduction to the notion of linguistic pragmatics, and then proceeds to examine from this standpoint the issues of writing, communicative interaction, fictionality, narration and narrative status. The paper develops an analysis of fictionality from the perspective of speech act theory, and ends with a pragmalinguistic examination of the concept of literature, of literary communication and effect, and of the notion of literary genres.

2405430
APS
Narrative Mood (Action, Story, Discourse, 2.4)

The section on "Narrative Mood" provides a semiotic analysis of two dimensions of narrative structure: 1) The modes of 'narrative distance', ranging from dramatization and immediate 'showing' to a number of mediated and narrativized modes of representation ('telling'); 2) Narrative perspective, understood as focalization or the point of view taken as an experiential organizing center for the structuring of the narrative. The paper examines the relations between perspective and grammar and comments the main theories of narrative perspective developed by narratologists.

2404216
APS    
Aspect in Narrative (Action, Story, Discourse, 2.3)

  This section formulates a theory of narrative aspect, more specifically of the dimensions of frequency and permanence, understood as a distinct structural dimension of narrative (just as verbal aspect is a grammatical category different from tense) operative at this intermediate level of narrative structure, the story.

2402146
APS
Time Structure in the Story (Action, Story, Discourse, 2.2)

Section 2.2 ("Time structure in the story") examines the temporal structure of the said level of analysis, the story, improving on Genette's structuralist theory and putting forward a perspective which is more consistent with a general semiotics and with discourse analysis. This section deals with the issues of the narrative order of events and their duration (examining the definitions of pause, scene, summary and ellipsis). Issues of frequency are left aside to be dealt with in a separate section, under the category of narrative aspect.

2400950
APS
Definition and Origin of the Concept of Story (Action, Story, Discourse, 2.1)

This paper provides a structuralist definition of the concept of "story", understood as a specific level in the analysis of narrative texts, in the context of the systematic theory of narrative fiction provided in the treatise Action, Story, Discourse. Genette and Bal's definitions are critically examined and a more inclusive definition of the story level is provided from the standpoint of a rhetoric of narrative communication. This definition combines the insights of the rhetorical tradition and classical poetics, contemporary discourse analysis, and structuralist narratology.

2400285
APS
Narrative Action in Structuralist Narratology (Action, Story, Discourse, 1.2)

The second section (1.2) examines a number of issues relative to the analysis of narrative action from the standpoint of structuralist poetics: 1) Different theories on the levels of analysis of literary texts; 2) Narrativity; 3) The analysis of actions into distinctive traits; 4) Point of view at the action level; 5) Narrative action as a discursive macrostructure; 6) Summaries, events, and minimal actions; the relationship between narrative action and discourse; 7) The concretization of action through reading; 8) The transformations of narrative action.

2398331
APS
Action: The Concept and Its History (Acción, Relato, Discurso 1.1)

Action, Story, Discourse  is a systematic treatise in structuralist narratology. The first section (1.1) traces out the roots of the structuralist notion of narrative action in classical poetics (Plato and Aristotle) and in the early and mid- twentieth-century theories of the Russian Formalists and the New Critics.



Aparte, lo dicho. Está disponible en una edición de la Universidad de Salamanca:

  _____. Acción, Relato, Discurso: Estructura de la ficción narrativa. (Acta Salmanticensia, Estudios Filológicos, 269). Salamanca: Ediciones Universidad de Salamanca, 1998.*
http://www.eusal.es/index.php?page=shop.product_details&flypage=shop.flypage&product_id=14773&category_id=204&manufacturer_id=0&option=com_virtuemart&Itemid=56
2008

En parte y sólo a medias legible en html en mi sitio web:

_____. Acción, Relato, Discurso: Estructura de la ficción narrativa. Online edition at the author's website, U of Zaragoza. 2009.*
    http://www.unizar.es/departamentos/filologia_inglesa/garciala/publicaciones/ard/
    2009

También a trozos en Google Books:

_____. "Acción, Relato, Discurso en Google Books." In García Landa, Vanity Fea Jan. 2010.*
    http://vanityfea.blogspot.com/2010/01/accion-relato-discurso-en-google-books.html
    2010

En edición pirata:

_____. Acción, Relato, Discurso. Pirate edition at pdf4es.com
    http://pdf4es.com/tag/jose-angel-garcia-landa/
    2013

Y un trocito apareció en el blog Diaporía:

_____. "Estructura ontológico-semiótica de la narración literaria." Diaporía 8 March 2011.* (From Acción, Relato, Discurso).
    http://diaporia.wordpress.com/2011/04/19/estructura-ontologico-semiotica-de-la-narracion-ficticia-literaria/
    2011

—oOo—

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , ,

Miércoles, 01 de Abril de 2015 14:19. José Ángel García Landa Enlace permanente. Literatura y crítica


La implicación del Rey en el 23-F

lunes, 31 de marzo de 2014

LA IMPLICACIÓN DEL REY EN EL 23-F

Según Pilar Urbano en su libro sobre La gran desmemoria, en el comentario de Federico Jiménez Losantos.

Etiquetas: , ,

Domingo, 05 de Abril de 2015 12:03. José Ángel García Landa Enlace permanente. Política


Being Framed

lunes, 31 de marzo de 2014

 

Being Framed

Being Framed

Etiquetas: , ,

Domingo, 05 de Abril de 2015 12:05. José Ángel García Landa Enlace permanente. Imágenes


Tower of Song

 

lunes, 31 de marzo de 2014

Tower of Song mp3

I asked Leonard Cohen how lonely does it get—
Leonard Cohen hasn't answered yet...

  
Aquí mi primera versión de Tower of Song. Han trasladado todas mis pistas de YouTube un poco más allá, a little further down the track, a un sitio mp3 de corta vida. But no matter—

 
 

 
I'll be singing to you softly from a Windows (or a Mac)
In the Tower of Song.

Etiquetas: , , ,

Domingo, 05 de Abril de 2015 12:19. José Ángel García Landa Enlace permanente. Músicas mías


La mauvaise réputation (2)


sombraguitarra


 
Una de Brassens que canto a veces, aunque eso de ir por ahí cantando en francés no me ponga buena fama precisamente.


(2).

Etiquetas: , ,

Lunes, 06 de Abril de 2015 20:49. José Ángel García Landa Enlace permanente. Músicas mías


READING THE MONSTER

martes, 1 de abril de 2014

READING THE MONSTER

Esta fue una tesis sobre narratología y estética de la recepción que escribí en América. También trata de Stephen Crane, en concreto comentando "The Monster", un relato sobre un sirviente negro desfigurado, ambientado en un pueblo norteamericano, tras la guerra civil. Escribí la tesis en la Universidad Brown, en 1989. Con ella culminé un Master of Arts en inglés, en el que obtuve, con cierto alivio por mi parte, las calificaciones máximas. Y en un tiempo récord, pues creo que fui el único de mi promoción que consiguió terminar el máster en un año. La tesis, por fin, hoy llega a sus pantallas, que sin duda la estaban esperando.creepy

Abstract: This book-length paper is a Brown University dissertation in American literature and literary theory. A theoretical analysis of the concept of authorial intention in narrative fiction, and of its structural and communicational implications, is followed by an in-depth examination of Stephen Crane's novella 'The Monster' (1898) as a case study in both structural analysis and critical controversy. The critical responses to this work are examined with regard to their ideological and aesthetic assumptions, thus showing the relevance of the model proposed and providing a detailed analysis of the way in which the meaning and structure of a text are interactionally constructed.

Puede obtenerse impresa en University Microfilms International. Y en PDF, en el SSRN (
http://papers.ssrn.com/abstract=2412440) y más concretamente en estas revistas, con fecha de 22 de marzo de 2014 (Date posted: March 22, 2014):


eJournal Classifications
CSN Subject Matter eJournals
    
        
CSN Subject Matter eJournals
    
        
            
LIT Subject Matter eJournals
    
        
LIT Subject Matter eJournals
    







—oOo— 
 

Etiquetas: , , , , , ,



her

miércoles, 2 de abril de 2014

her

Her, o quizá más bien her, de Spike Jonze. La resume así IMDb:

A lonely writer develops an unlikely relationship with his newly purchased operating system that's designed to meet his every need.

Es de lo mejor que he visto jamás en un cine. Una película excelente sobre el divorcio y las relaciones imaginarias. Te recomiendo que la veas, querida computadora.



____


Un débat sur HER et la représentation du réel au cinéma (min. 49): 

-->

Etiquetas: , , , , , ,

Viernes, 10 de Abril de 2015 12:39. José Ángel García Landa Enlace permanente. Cine


Repartiendo estopa

miércoles, 2 de abril de 2014

Repartiendo estopa

Federico Jiménez Losantos repartiendo estopa a gusto, desde el Gobierno hasta la Eta, y desde Rosa Díez hasta el Fiscal General del Estado. A cuenta de los funerales de Suárez, del sermón de Rouco Varela, y de la indignación hipócrita de los políticos.


Menos mal que hay alguien que habla claro en este país. No me extraña que sea tan aborrecido Federico, en este ambiente tan falsario.

Etiquetas: , , , ,

Viernes, 10 de Abril de 2015 12:41. José Ángel García Landa Enlace permanente. Política


Viene atacando la primavera

miércoles, 2 de abril de 2014

Viene atacando la primavera

Viene atacando la primavera

Etiquetas: , ,

Viernes, 10 de Abril de 2015 12:42. José Ángel García Landa Enlace permanente. Imágenes


Billy


guitarra 2



El álbum de Pat Garrett and Billy the Kid me lo compré en Sabiñánigo, hacia el 77—era más joven que Billy el Niño, pero ya me gustaba Dylan. La canción la grabé mucho más tarde, cuando ya estaba más viejo que Pat Garrett, pero el tiempo está que no para, y vamos camino de convertirnos en un auténtico old timer.


—oOo—




Etiquetas: , ,

Viernes, 10 de Abril de 2015 12:45. José Ángel García Landa Enlace permanente. Músicas mías


Congreso Tolkien

miércoles, 2 de abril de 2014

Congreso Tolkien

Worlds made of Heroes

On the 60th anniversary of the publication of J. R. R. Tolkien's The Fellowship of the Ring
6-7 November 2014

Faculdade de Letras da Universidade do Porto
CETAPS – Centre for English, Translation and Anglo-Portuguese Studies
ILCML – Instituto de Literatura Comparada Margarida Losa


J. R. R. Tolkien's The Lord of the Rings has been read and transformed in multiple ways, its narrative meticulously examined, its symbols analysed, its text regarded as configuring different allegories. Indeed, the novels became the best-known and most celebrated epic fantasy trilogy in the 20th century preserving their preponderance throughout more recent times. Whether in literature, cinema or music, countless works have been produced in their shadow, both as mere derivative pieces and as original fictions with an active and distinctive voice. As clearly shown by numerous studies in wide areas of literary theory and criticism as well as in comparative literature, Tolkien's legacy is both literary and cultural, and its influence pours out in many postmodern representations of man and nature, thus recreating the old traditional paths of epic fantasy and fantastic literature overall.
Derived as they were from the absorption and transformation of a sizeable body of mythological works in a number of languages, Tolkien’s mythopoetic compositions have themselves spawned a wealth of intermedial adaptations, from illustrations and radio plays to films, comic books, heavy metal and folk songs, operas, videogames, role playing games (RPG), spoofs... Peter Jackson's cinematic adaptation of The Lord of the Rings (2001-2003) is perhaps the greatest example of all, having contributed so far to further popularize Tolkien’s work and to awake a global epic fantasy euphoria. Literary and cultural questionings will be discussed alongside with intermedial dynamics within
the context of Tolkien’s work and its multiple versions and expansions. Ultimately, at a narratological level, a particular interest will be given to textual analyses around rhetorical/ stylistic features and devices that further reveal important ideological layers.

In order to celebrate the 60th anniversary of the publication of the trilogy's first volume – The Fellowship of the Ring –, the Porto Tolkien’s Conference “Worlds made of Heroes” invites submissions of 20-minute papers in English (preferably) or Portuguese in any of the above mentioned themes. Suggested topics include:
1 - J. R. R. Tolkien's works and their adaptations: intermedial dynamics
2 - Theorizing epic fantasy
3 - The hero’s role in epic fantasy and culture
4 - Travel literature and the construction of identity
5 - Ancient-classical origins of epic narratives
6 - The influence of epic fantasy on other genres
7 - Epic fantasy and mythology
8 - Epic fantasy and national identities
9 - Epic fantasy and social concerns
10 - Allegory vs reality: is this an issue or a false issue?

Submissions should be sent by e-mail to:
tolkien@letras.up.pt

Proposals must include:
- Paper's full title
- Abstract (max. 250 words)
- Name and e-mail address (other contacts if relevant)
- Institutional affiliation
- Short bionote

Deadline for proposals: 31st May 2014
Notification of acceptance: 30th June 2014
Deadline for registration: 1 October 2014

Registration fee: 80 Euros
Student fee: 40 Euros

Confirmed keynote speakers:
Edward F. James (University College Dublin, Ireland)
Maria do Rosário Monteiro (FCSH – Universidade Nova de Lisboa, Portugal)
Carl Phelpstead (University of Cardiff, UK)
Nicholas Parker-Groom (University of Exeter, UK)

Organizing Committee
Filomena Vasconcelos (Universidade do Porto, Portugal / CETAPS)
Maria Luísa Malato (Universidade do Porto, Portugal /ILC)
Inês Botelho (Universidade do Porto, Portugal / CETAPS)
Miguel Ramalhete Gomes (Universidade do Porto, Portugal / CETAPS)



Etiquetas: , , ,



Sobre Gumersindo de Estella

miércoles, 2 de abril de 2014

Sobre Gumersindo de Estella

Le han dedicado una plaza en Zaragoza al fraile que asistía en los fusilamientos franquistas de la guerra. El comentario de Julián Casanova:



Y la noticia en El País.


Etiquetas: , ,

Viernes, 10 de Abril de 2015 12:51. José Ángel García Landa Enlace permanente. Historia


Servet

jueves, 3 de abril de 2014

Servet

Servet

Etiquetas: , ,

Viernes, 10 de Abril de 2015 12:51. José Ángel García Landa Enlace permanente. Imágenes




El interaccionismo simbólico

jueves, 3 de abril de 2014

El interaccionismo simbólico

Resumen del libro de Joel M. Charon Symbolic Interactionism: An Introduction, an Interpretation, an Integration (New Jersey: Prentice-Hall, 7ª ed. 2001). Traduzco los resúmenes que hay en cada capítulo. Es la perspectiva de la psicología social que algunos llaman "conductismo social"; tiene poco que ver con el conductismo, pero sí mucho con la conducta en sociedad.
 



1. Qué son las perspectivas


1. Las perspectivas son puntos de vista—gafas, u orientadores de la atención—que guían nuestras percepciones de la realidad.
painted eye
2. Las perspectivas pueden describirse además como estructuras conceptuales—conjuntos de presuposiciones, valores y creencias que se usan para organizar las percepciones y controlar el comportamiento.

3. El individuo tiene muchas perspectivas. Cada una actúa como un filtro y por tanto no permite al individuo ver el conjunto de la realidad. Cada perspectiva se crea en la vida social del individuo. Y van cambiando a medida que cambian los grupos y roles del individuo.

4. Ningún objeto puede entenderse sin más desde una única perspectiva. Pueden usarse muchas perspectivas para ver el mismo objeto, y cada una de ellas puede mostrarnos algo importante sobre ese objeto.

5. Algunas perspectivas pueden considerarse mejores que otras, si estamos de acuerdo en que "mejor" significa más exacto, y si podemos medir la exactitud (tarea difícil). Entre las ciencias, algunas pueden ser más exactas que otras, pero las diferencias más importantes entre ellas derivan probablemente del hecho de que cada una enfoca un aspecto diferente de la realidad.

(Perspectivas cotidianas: estudiante, madre, peatón, parado, comprador..., formales: poeta, judío, chino, republicano, delantero izquierdo; científicas: biólogo, astrónomo, antropólogo, economista...; sociológicas: Marxista, postmoderno, interaccionista simbólico....— etc.).

Cada individuo está hecho de varias de estas clases de perspectivas y puede entrar en cualquiera de ellas en una determinada situación. De hecho, una vez está en situación, el individuo puede cambiar de perspectiva o incluso sentir que la perspectiva inicial se transforma a medida que interactúa con otros. Una persona puede ser en el mismo día estudiante, hija, madre, artista, asiática, americana, judía, bióloga, socióloga, marxista y Parsoniana. En cada perspectiva se verá un mundo diferente, y quizá se revelará una manera nueva de ver cosas viejas.

Es muy bueno entender la palabra perspectiva. También es, creo, una manera excelente de presentar este libro. Se titula El interaccionismo simbólico, y se propone centrarse en una perspectiva en el campo de la psicología social. El interaccionismo simbólico es una perspectiva—como lo son la física, la química, la sociología, el existencialismo, y la psicología, y eso significa que es una manera de comprender la realidad. Como es parte de las ciencias sociales, se centra en el ser humano, e intenta comprender el comportamiento humano. Como es parte de la sociología, intenta descubrir el significado de nuestra vida social. Sin embargo es incompleto, exagera algunas características del ser humano, e ignora otras características. Por tanto es limitado, pero también lo son todas las otras perspectivas. La pregunta real que hay que hacerse es cuánto nos dice sobre el ser humano, y cuánto ignora.

El interaccionismo simbólico es, creo, una perspectiva muy inusual. Es diferente de la psicología y de gran parte de la sociología. A algunas personas les parecerá de sentido común porque reconocemos que sus ideas explican muy bien lo que todos hacemos en las situaciones en las que nos encontramos. Sin embargo, para la mayoría estas ideas serán nuevas y a veces parecerán extrañas. Después de todos, nos hemos visto expuestos a otras ciencias sociales en nuestra búsqueda de la verdad—la psicología, la sociología, y la antropología, por ejemplo—y nos hemos familiarizado con ellas. El interaccionismo simbólico hará que con frecuencia cuestionemos algunas de las presuposiciones que hemos venido aceptando desde esas perspectivas,  y es difícil romper, aunque sea temporalmente, con ellas. Te invitamos a darle una oportunidad a esta perspectiva. Está lejos de ser perfecta, pero sin duda verás que es muy prometedora. Empezaremos a verla en el capítulo 3. Antes, sin embargo, es importante ver algunas otras perspectivas de las ciencias sociales para ver el interaccionismo simbólico en un contexto más amplio y para reconocer mejor su particularidad cuando lo describamos en los demás capítulos.

2. La perspectiva de las ciencias sociales

Este capítulo describe las ciencias sociales y cómo ven al ser humano. Enfatiza que las ciencias sociales son de por sí una perspectiva, y que en el seno de las ciencias sociales hay varias perspectivas singulares. Cada una de ellas es un ejemplo de cómo algunos estudiosos intentan comprender al ser humano. Cada una de ellas es un enfoque determinado y hace presuposiciones sobre la realidad. Todas son limitadas, y sin embargo útiles, para examinar la realidad.

La obra de Kant se usó como recordatorio de que la ciencia misma presupone ciertas cosas sobre el universo. No estudia todo porque también ella es limitada. Las ciencias sociales, al aceptar un enfoque científico para la comprensión de los seres humanos, son por tanto también limitadas. Uno de los elementos básicos de la ciencia que examinamos aquí es la presuposición de la causalidad natural, que tiende a llevar a las ciencias sociales a adoptar una perspectiva determinista al intentar entender al ser humano.

Este capítulo examina brevemente la sociología, la psicología y la psicología social subrayando la tendencia que hay en ciencias sociales a intentar aislar las razones o causas del comportamiento humano. Aunque cada una de ellas enfatiza tipos distintos de factores causales, todas tienden a asumir un postura determinista. La sociología pone su foco en la sociedad, la psicología en el desarrollo de la persona a resultas de la herencia y del entorno, y la psicología social lo pone sobre las situaciones sociales en que nos encontramos.

Este capítulo también introduce al resto del libro al llamar la atención sobre una perspectiva particular de la psicología social llamada interaccionismo simbólico. Pasamos ahora a una introducción más detallada de esta perspectiva.

3. El interaccionismo simbólico como perspectiva

Este capítulo presenta la perspectiva del interaccionismo simbólico, dando una panorámica de las ideas centrales de esta perspectiva y comparándola con otras perspectivas. Describe los postulados básicos  del interaccionismo simbólico para tener un contexto en el que situar los capítulos que siguen, y a la vez, subraya el carácter distintivo y único de estos postulados.

1. En su comprensión del ser humano, el interaccionismo simbólico se centra en la interacción antes que en la personalidad, la sociedad, o la influencia de los otros. La interacción comprende la interacción social y la interacción con uno mismo. Enfatiza que los seres humanos definen su entorno, en lugar de meramente responder a él; que un enfoque sobre la interacción y sobre la definición centra nuestra atención en la situación presente como causa de lo que hacemos. Los humanos se ven como perpetuamente dinámicos y activos, en lugar de estáticos y pasivos.

2. El interaccionismo simbólico está muy influido por la obra de George Herbert Mead, un filósofo y psicólogo que trabajó en la Universidad de Chicago a principios del siglo XX. La obra de Mead se vio muy influida por el pragmatismo, por Charles Darwin, y por el conductismo.

3. El pragmatismo es muy importante para el interaccionismo simbólico sobre todo por cómo trata la manera en que los humanos se relacionan con su entorno. Enseña que siempre intervenimos a la hora de determinar qué es real; que los conocimientos se creen y se recuerdan porque nos resultan útiles; que los objetos se definen en nuestro entorno según el uso que tienen para nosotros; y que hay que entender a los humanos ante todo atendiendo a lo que hacen en sus situaciones.

4. Darwin influyó a Mead en su manera de comprender la particularidad de los humanos en términos naturalistas, y en su manera de reconocer que a los humanos hay que entenderlos en términos dinámicos —que la especie, la sociedad, y el individuo están experimentando cambios constantemente. Mead fue más lejos que Darwin en su comprensión del ser humano al subrayar nuestra capacidad de ser activos en la naturaleza, incluso participantes activos en nuestra propia evolución.

5. Mead era un conductista en tanto que pensaba que siempre debemos centrarnos en el comportamiento a la hora de entender al ser humano, pero también era crítico con otros conductistas al no reconocer éstos la importancia de la singularidad humana, que incluye nuestra capacidad de actuación mental además de la actuación física y explícita.

6. Charles Warriner contrapone al interaccionismo simbólico con otras perspectivas naturales y de las ciencias sociales. El humano es "emergente", siempre cambiante al tratar con las situaciones. No somo simples productos de nuestro pasado ni del pasado de la sociedad. Lo que hacemos en una situación particular depende de nuestra definición de esa situación particular, y hace importante reconocer que hay que entendernos ante todo como seres sociales, simbólicos y mentales, antes que meramente físicos.

7. Tamotsu Shibutani muestra la importancia central de la perspectiva para entender cómo actuamos en las situaciones. Usamos las perspectivas para definir nuestro mundo, y éstas son siempre agentes sociales, dinámicos, y orientadores más bien que determinantes. Las actitudes no son centrales para el interaccionismo simbólico, porque implican un ser mucho más pasivo, que aporta cualidades a situaciones que conducen a una respuesta. La palabra perspectiva se refiere a definición más bien que a respuesta.

El interaccionismo simbólico, por tanto, es una perspectiva importante y singular que contempla al ser humano como alguien activo sobre el entorno; un organismo que interactúa con otros y consigo mismo; un ser dinámico; un ser que define las situaciones inmediatas según perspectivas que se desarrollan y se alteran en el curso de las interacciones sociales.  Los presupuestos del interaccionismo simbólico contrastan de modo significativo con las tradicionales en las ciencias sociales. Cuando veamos los demás capítulos, hay que recordar que la relación con el entorno es esencial: para el interaccionista simbólico no respondemos meramente a nuestro entorno, sino que lo definimos, actuamos sobre él, y lo usamos. No somos sin más modelados, condicionados, o controlados por ese entorno (incluyendo a los demás), sino que actuamos sobre él según nuestras definiciones presentes, que surgen de unas perspectivas que son de por sí dinámicas.

4. El significado del símbolo

Los seres humanos aprenden sobre su entorno y llegan a entenderlo a través de la interacción con otros. Así pues, la realidad es para ellos en gran medida social. Este hecho no niega la existencia de una realidad "exterior", ni ignora el hecho de que los seres humanos también llegan a comprensiones singulares mediante la interacción consigo mismos.

Los seres humanos existen en un mundo de objetos sociales. Entienden y utilizan su entorno; llegan a comprender su entorno mediante la interacción con otros y consigo mismos; y el entorno siempre es cambiante para ellos a medida que cambian sus objetivos.

Una clase de objetos sociales son los símbolos, que son los objetos sociales usados intencionalmente para comunicar y para representar algo. Los entiende el actor que se comunica, y normalmente son interpretados por los otros. Los símbolos comprenden las palabras y muchos objetos, y casi todos los actos relativos a otros contienen un elemento simbólico. Las palabras son los símbolos más importantes, que hacen posible el pensamiento humano. Aunque otros animales se comunican, no parecen usar símbolos, y toda su relación con su entorno difiere enormemente de la del ser humano porque no usan símbolos.

Los símbolos son la base para casi todo lo que caracteriza al ser humano en la naturaleza. Para apreciar este hecho, examinaremos su importancia en el capítulo 5.

5. La importancia del símbolo

La importancia del símbolo para el individuo puede resumirse combinando todas estas contribuciones que hacen al individuo en un punto único central: el ser humano, gracias al símbolo, no responde pasivamente a una realidad que se impone, sino que crea y recrea el mundo en el que actúa. Los humanos nombran, recuerdan, categorizan, perciben, piensan, deliberan, resuelven problemas, transcienden el espacio y el tiempo, se transcienden a sí mismos, crean abstracciones, crean ideas nuevas, y se guían a sí mismos—todo mediante el símbolo.

Ernst Cassirer (1944) describe lo humano como el descubrimiento de "un nuevo método de adaptarse al propio entorno":

Entre el sistema emisor y el sistema efector, que se hallan en todas las especies animales, encontramos . . . un tercer lazo que podemos describir como el sistema simbólico. Esta nueva adquisición transforma el conjunto de la vida humana. Si lo comparamos con los otros animales, [el humano existe] . . . en una nueva dimensión de la realidad. Hay una diferencia inconfundible entre las reacciones orgánicas y las respuestas humanas. En el primer caso, se da una respuesta directa e inmediata a un estímulo externo, en el segundo caso la respuesta se postpone. Se interrumpe y se retrasa mediante un proceso de pensamiento largo y complicado. (pp. 24-25).

Probablemente no existe mejor resumen de la importancia central que los interaccionistas simbólicos le dan a los símbolos que éste de S. Morris Eames (1977):

[L]os seres humanos pueden construir símbolos y lenguajes, pueden hablar y escribir, y con estos medios pueden conservar sus experiencias pasadas, construir significados nuevos, y contemplar objetivos e ideas. Los humanos pueden hacer planes y llevarlos a cabo mediante una selección adecuada de los medios adecuados a los fines. Pueden escribir poesía y novelas, componer música y pintar, y emprender otras experiencias estéticas. Pueden construir hipótesis explicativas sobre el mundo y todo lo que hay en él, sobre los electrones, protones, neutrones y sistemas solares muy lejanos. Pueden soñar sueños, fantasear, erigir cielos por encima de la tierra que les alientan a llevar sus actividades a destinos lejanos, y pueden imaginar infiernos que estimulan temores a torturas eternas. Las funciones emergentes del comportamiento simbólico hacen posible que los humanos trasciendan en parte el entorno que están sufriendo y experimentando y saber que la muerte y todo lo que conlleva es parte de la vida orgánica. (Pp. 40-41)

Los símbolos, pues, contribuyen de tres maneras al ser humano: Son nuestra realidad, forman la base de nuestra vida social, y son centrales para lo que significa ser humano (ver figura):

interaccionismo


  6. La naturaleza de la identidad personal

El yo o identidad personal, como los símbolos, es un objeto social que el actor utiliza en situaciones concretas para conseguir objetivos. El actor actúa hacia los objetos del entorno externo; el actor también es capaz de actuar hacia sí mismo en tanto que objeto. Al hacer esto, el actor se transforma; nuestras acciones sobre nuestra identidad personal (la comunicación, la percepcion, y la dirección) cambian la naturaleza de lo que somos. Quitamos algo de control al entorno externo, y somos capaces de elegir lo que hacemos en el mundo. No responemos a los estímulos sin más, sino que actuamos sobre nosotros mismos: discutiendo, evaluando, conteniéndonos o dirigiendo la acción. ¿Qué mejor prueba puede haber de que los seres humanos son seres sociales? La identidad personal se crea socialmente. El "ego", comentado brevemente en este capítulo a veces se considera una parte de la identidad personal, pero para el propósito de entender la naturaleza del ser humano es más importante reconocer que es el yo mismo—el actor como objeto de sus propias acciones—el que juega un papel mucho más prominente en la acción humana.

La "mente" también forma parte de esta mezcla. De hecho, para Mead (1934) la mente es el "emergente gemelo del yo". El objeto que aquí hemos llamado "yo o identidad personal" y la actividad hacia esa identidad personal que llamamos "mente" surgen en la interacción social. De hecho, son realmente emergentes triples: la mente, el yo y los símbolos, todas las cualidades que son centrales para el ser humano, surgen juntas y están entrelazadas de modo inextricable. En cierto sentido, la mente es más fácil de comprender ahora que hemos hablado de los símbolos y del yo. Mientras que el yo y los símbolos son objetos sociales, la mente es un determinado modo de acción: toda la acción simbólica que el actor realiza hacia el yo. Esto será el tema del capítulo 7.


7. La mente humana

La mente, entonces, no es lo mismo que el yo o que los símbolos, pero la mente depende tanto del yo como de los símbolos. Definimos la mente como la acción simbólica constante que el actor emprende hacia el yo. Es el proceso constante de hacernos indicaciones a nosotros mismos acerca de los objetos que hay en nuestro entorno y en especial sobre su utilidad para ayudarnos a alcanzar nuestros fines.

La acción mental nos ayuda a controlar nuestras propias acciones explícitas, y de ese modo nos hacemos capaces de adoptar un papel activo en relación a nuestro entorno. La acción mental nos permite resolver problemas en las situaciones concretas, yendo más allá de la prueba y el error y de la respuesta habitual. La acción mental acompaña a toda la interacción social humana, ya que la interacción social exige una constante comprensión, interpretación, y definición de los otros que están en la situación.

Enfatizamos dos cosas sobre la mente en este capítulo. Al principio, enfatizamos que la acción mental es un proceso continuo del individuo haciéndose indicaciones a sí mismo todo el día. Esto lo enfatiza Blumer. El actor pasa de una situación a otra, definiendo objetivos y objetos sociales, pensando, ensayando, evaluando. A continuación enfatizamos que la acción mental tiene lugar en torno a problemas en situaciones concretas: cuando no se cumplen inmediatamente nuestros fines, tenemos que imaginar qué hacer. Donde la acción está bloqueada, tenemos un problema y tenemos que emprender acciones mentales. Esto es lo que enfatiza Mead.

Aunque son diferentes, ambas perspectivas son muy importantes para entender la acción mental. La acción mental se vuelve más consciente y deliberada cuando hemos de parar y deliberar cómo resolver un problema que se nos plantea en una situación. Pero Blumer también tiene razón al observar que la acción mental—a menudo menos consciente y deliberada—es necesaria a lo largo de todo el día, en cada situación. Cada situación es nueva para nosotros, al menos en cierta medida, y eso significa que requiere algo de resolución de problemas. Cada situación tiene objetos que convertimos en objetos sociales en torno a los objetivos que buscamos; cada uno de ellos requiere percibir al yo en la situación. Cada situación en la que entramos requiere cierto ajuste por parte nuestra, se presenta como un "problema" a resolver. Todas las situaciones requieren algo de acción implícita, alguna auto-indicación, algún ensayo de varias líneas de acción. Cuando hablamos con otros, el hacernos comprender puede que sea un problema mínimo, pero sigue siendo un problema, y debemos prestar algo de atención a organizar nuestra presentación. Entender a los otros normalmente es un problema menor, pero sin embargo sique siendo un problema, y le tenemos que prestar cierta atención al significado. La actividad mental se hace más deliberada, y nos hacemos más conscientes de ella, cuando nos enfrentamos con un problema importante, y tenemos que sentarnos y analizar la situación con cuidado, tomando en consideración las consecuencias de lo que vamos a hacer. Habría que entender la actividad mental implícita como algo que está presente en todas nuestras situaciones, como un flujo constante de actividad, y esta actividad se organiza en torno a situaciones que encontramos, mientras que por nuestra parte se requiere que realicemos ciertas definiciones y ajustes. A veces es rápida y apenas nos damos cuenta de ella; a veces es obvia y deliberada; pero casi siempre acompaña a la acción explícita puesto que cada situación es singular y exige un grado de definición.

Somos, por tanto, usuarios de símbolos, poseemos una identidad personal, y emprendemos actividades mentales en el curso de todo lo que hacemos. ¿Queda con eso dicho lo que somos? Estas cualidades son interdependientes con una cualidad más, una que es central para todo lo demás, y que hasta ahora no hemos mencionado. Esta cualidad se llama tomar el papel del otro, y es lo suficientemente importante como para dedicarle todo el capítulo 8.


8. Tomando el papel del otro

El yo, la mente, y el tomar el papel del otro, que son el tema de este capítulo y de los dos anteriores, tienen que ver con la actividad humana implícita u oculta, una actividad que los demás no ven directamente sino que ha de inferirse. Este libro sostiene que este tipo de actividad es central en la vida humana, que los individuos y los grupos sólo pueden entenderse tomando en consideración esta actividad oculta, y que la actividad implícita u oculta es básica para todo lo que hacemos explícitamente con las cosas y con las demás personas. La figura siguiente resume los puntos principales que hemos presentado en los capítulos sobre el yo, la mente, y la toma de papeles:

interaccionismo


Tomar el papel o rol del otro, que es el tema central de este capítulo, es una capacidad realmente asombrosa. Hace que la interacción sea algo más que la interacción de las bolas de billar o de otros objetos físicos, puesto que nos hace incluir el intento constante de comprender los actos de los otros poniéndonos en sus perspectivas. La toma de roles entra en nuestra vida al menos de nueve maneras, y cada una contribuye a que comprendamos la acción implícita y explícita a lo largo de toda la vida. Es responsable de la emergencia del yo, y juega un papel muy importante en la manera en que nos vemos y en lo que nos decimos a nosotros mismos en cada situación. Aprendemos sobre nuestra propia perpectiva al tomar el papel del otro. Sabemos cómo actuar gracias a que hacemos esto, y conseguimos influir a los otros si hacemos esto bien. Asumir el papel del otro es esencial para el amor, para la cooperación humana, y para la comunicación simbólica humana. Y, finalmente, nos permite imaginar el presente desde nuestras perspectivas tanto pasadas como futuras. Es, en verdad, una de las claves importantes para comprender toda la acción humana.

La actividad mental (incluyendo asumir el rol del otro) es sólo parte de la actividad que realizan los humanos. La otra cara de la moneda es la actividad explícita, que es la acción abierta a los sentidos de los demás. La actividad explícita o visible es la que es necesaria en nuestros tratos con el entorno y para alcanzar nuestros objetivos allí; es la actividad explícita la que tiene consecuencias sobre lo que hacen otras personas; es la actividad explícita la que da a los otros claves sobre nuestra actividad implícita; y es la actividad explícita de otros la que nos permite comprender su actividad implícita u oculta.

Es hora, por tanto, de dirigir nuestra atención a la acción explícita, y de allí pasar a comentar la acción social y la interacción social. Eso hacemos en los capítulos 9 y 10.

9. La acción humana

Este capítulo liga todo lo aparecido en los anteriores. Los objetos sociales, los símbolos, el yo, la mente y el tomar el papel del otro entran en juego en nuestra comprensión de la acción social. La acción humana es altamente compleja, y este capítulo examina esa complejidad subrayando los siguientes puntos:

1. Los humanos emprenden una corriente continua de acción, tanto oculta como explícita, influida por decisiones en el curso de esa corriente, que se ven influidas a su vez por la definición, la interacción social, y la interacción con el yo. La causa es un continuo proceso de toma de decisiones que surge de una definición continua. La acción tiene una historia que es direccional. Las direcciones en la vida cambian a causa de muchas decisiones, muchas definiciones y muchas acciones que llevamos a cabo.
blowsmoke
2. Para comprender esta corriente de acción, los humanos normalmente la separan en actos separados. Un acto es un segmento en nuestra corriente, al que se le da nombre y se le otorga un significado. Un acto se convierte para nosotros en un objeto social cuando lo aislamos y lo definimos según nuestros objetivos presentes.

3. La acción resulta de nuestra definición de la situación. La acción se dirige hacia los objetivos y los objetos que consideramos importantes. El ver la acción como algo que surge de la interacción social, de la interacción con el yo, y de la definición, nos lleva a poner el énfasis en las causas del presente antes que en las del pasado. Las decisiones las hace el actor en el presente. El pasado no es la causa de las acciones de un individuo, ni lo son los objetos del entorno exterior.

4. Lo que otras perspectivas tratan como causas simples de la acción—como son el pasado, los motivos, las emociones, otras personas, la sociedad—los interaccionistas simbólicos las tratan como objetos sociales, partes de nuestra definición de la situación. Aunque todas estas cosas pueden a veces contribuir a la acción, y aunque el hábito también puede entrar a jugar parte, los humanos se conceptúan aquí como seres que están al control, por la manera en que continuamente definen la situación y por la manera en que organizan continuamente su propia acción con vistas a sus propios fines.

La acción humana, por supuesto, a menudo implica a otras personas. Las otras personas se convierten en objetos sociales para nosotors, y nosotros nos volvemos objetos sociales para ellos. Este es el lazo que une la acción humana y la interacción social humana. Cuando la gente organiza sus acciones teniendo a los otros en mente tenemos un caso de interacción social. Este es el tema tan importante que examinaremos en el capítulo 10.


10. La interacción social

A estas alturas debería estar claro hasta qué punto la interacción social es central para el ser humano. Toda esta perspectiva simbólica interaccionista converge al introducir este concepto. Expongamos brevemente las ideas centrales relativas a la interacción social—su sentido y su importancia:

1. Los seres humanos son actores simbólicos sociales. Tenemos en cuenta a los demás al actuar; nos comunicamos simbólicamente mediante nuestras acciones; interpretamos las acciones unos de otros.

2. La interacción social es sencillamente la acción social mutua que conlleva una comunicación simbólica y una interpretación de los actos de los otros. La interacción social también conlleva la adopción de roles y la organización de nuestros actos al tenernos en cuenta unos a otros.

3. La interacción social crea nuestras cualidades como seres humanos: los objetos sociales, los símbolos, el yo, la mente, y nuestra capacidad de adoptar el papel del otro.

4. La interacción social es de por sí una causa de la acción. Lo que hacemos en una situación depende de nuestra interpretación de las acciones de otras personas, y su acción depende de la interpretación que hagan de las nuestras. La acción se despliega en el tiempo.

5. La interacción social da forma a nuestras identidades. No son los otros los que crean quienes somos, y tampoco lo crea sin más lo que "somos en realidad" en nuestro interior. En lugar de eso, la identidad resulta de un proceso de negociación que surge en la interacción social. Etiquetamos a los otros en la interacción; intentamos dar forma a las identidades de los otros mediante la interacción; y les decimos a los otros quiénes creemos que somos en el curso de la interacción social. Con todo esto acabamos por considerar nuestro yo como algo en concreto: se forma una identidad. Y nuestra acción se ve influida ahora por la persona que creamos ser.

6. Por último, la interacción social crea la sociedad.


11. La sociedad
 
Para el interaccionista simbólico, la sociedad siempre se está desarrollando a medida que la gente interactúa. Decimos que la sociedad tiene las siguientes características:

1. Se caracteriza por la interacción social simbólica. Los actores se tienen en cuenta mutuamente al actuar; se comunican intencionalmente; e interpretan mutuamente sus acciones.

2. Se caracteriza por un determinado tipo de interacción: la cooperación. La sociedad consiste en la solución de problemas en cooperación.

3. Posee cultura, una perspectiva compartida (una visión general de la realidad), y un otro generalizado compartido (un corpus general de reglas); todas estas cosas facilitan la interacción social y la cooperación.

Cada caso de interacción simbólica social que es cooperativo y que desarrolla la cultura es una sociedad, desde los grupos muy pequeños a las entidades muy grandes. Cada individuo es miembro de muchas sociedades, y cada una de ellas juega un papel en la definición que de la realidad hace ese individuo, y en el autocontrol que ejerce sobre sí.

Como todo lo demás en la perspectiva interaccionalista simbólica, la sociedad humana se considera como algo que crean, definen, alteran y usan unos actores que son seres activos, que poseen identidades personales y sentido de sí mismos, y que emprenden acciones mentales.

Erving Goffman
12. Erving Goffman (capítulo de Spencer Cahill)

Goffman centra la atención en "el orden interaccional". Todo está ligado a la interacción: las definiciones de la realidad, de la identidad personal y el yo, las definiciones del orden moral y del entorno social. Usando sus propios conceptos y sus propios énfasis, Goffman analiza lo que sucede a medida que las personas actúan unas con respecto a otras. Muestra cómo el actor da forma a sus propios actos, cómo los individuos contruyen sus identidades personales en cooperación, y cómo, mediante los rituales, el control social se convierte en el tipo de autocontrol necesario para la continuidad de la sociedad. Su obra enriquece la perspectiva del interaccionismo simbólico y a la vez muestra sus lazos con la sociología.

Como hicieron Durkheim y Mead, Goffman (Frame Analysis) sostenía que "la sociedad es lo primero en todos los sentidos" (p. 13). Todos están de acuerdo en que la sociedad es central para formar lo que es el ser humano. Pero, más que Durkheim y más que Mead, Goffman muestra con detalle cómo la moralidad intrínseca al orden interaccional proporciona los ligamentos sociales. Tal como lo ve Goffman, las auténticas piedras angulares de la sociedad son entre otras: (1) una presentación de identidades personales que sean factualmente consistentes con las vidas sociales de los individuos; (2) Un apoyo mutuo a las identidades que proyectan los demás; (3) la protección mutua del rostro de los demás, y  (4) expresiones rituales de respeto y consideración mutuos. Las estructuras y acciones sociales que disminuyen el compromiso de los individuos con estos principios morales básicos socavan los fundamentos mismos de la sociedad.

Aceptemos o no el conjunto de la perspectiva de Goffman, es prácticamente imposible ver el mundo o verse a uno mismo de la misma manera después de leer sus penetrantes análisis de la vida social. Goffman propuso en una ocasión1 que la finalidad que buscamos al analizar la vida social es "hacer que otros vean lo que no habían visto o que conecten lo que no habían relacionado" (p. 4). Ese era el objetivo de Goffman, un objetivo que sus propios estudios de la vida social continúan cumpliendo.
______

1. Erving Goffman, "Program Committee Encourages Papers on a Range of Methodologies." Footnotes 9 Aug. 1981: 4.


13. El interaccionismo simbólico: Valoración final

El interaccionismo simbólico es una perspectiva. Como todas las otras perspectivas, es limitada porque ha de centrarse en algunos aspectos de la realidad e ignorar o desenfatizar otros. Es diferente de todas las demás perspectivas de la ciencia social, y en parte es una crítica de las direcciones que toman estas otras perspectivas.

El interaccionismo simbólico cuestiona el determinismo dominante en gran parte de la ciencia social. Intenta mostrar que la posibilidad de la libertad se da sólo mediante el uso de los símbolos, de la identidad personal y de la mente. Y en lugar de aseverar ciegamente que los seres humanos son libres de hecho, el interaccionismo simbólico muestra muchos de los límites de la libertad. La libertad es una cuestión compleja; para los interaccionistas simbólicos su existencia es posible, pero es siempre limitada.

Los interaccionistas simbólicos se consideran a sí mismos científicos, pero su ciencia se basa en una metodología que enfatiza las entrevistas, el observar a la gente actuando en el mundo real, y el determinar cómo la gente define las situaciones en las que actúan. Entre los estudios representativos descritos en este capítulo había tres que entrevistaban a personas en diversas situaciones de la vida: solteros, drogadictas embarazadas, y reclusos. Un estudio entrevistaba a una sola persona para comprender mejor el desarrollo de su identidad como luchador de lucha libre. Otros dos se basaban en la observación de participantes: en un estudio se trataba de la vida en torno a una sinagoga; en otro se trataba de un equipo de béisbol juvenil. Siempre se enfatizaba la manera en cómo la gente define su mundo y cómo esa definición da forma a sus acciones.

A lo largo de este libro hemos intentado mostrar cómo el interaccionismo simbólico es una manera útil de comprender el mundo real. No se trata simplemente de una perspectiva que memorizar para un examen; antes bien es una que puede aplicarse fácilmente. En el capítulo final, mostramos aplicaciones de modo más directo: desde la comprensión de la sociedad, del racismo, y de la desigualdad de género, hasta comprender situaciones personales como salir con una pareja, socializar a los niños, o la vida universitaria.

Finalmente, es importante darse cuenta de que el interaccionismo simbólico es una perspectiva cada vez más influyente hoy en día: en la comunidad académica, en las ciencias sociales, y en la sociología.




Etiquetas: , , , , , ,

Viernes, 10 de Abril de 2015 12:54. José Ángel García Landa Enlace permanente. Filosofía




En Oxford University

viernes, 4 de abril de 2014

En Oxford University

Hace más de 10 años que llegó mi bibliografía a Oxford, pero veo que sigue allí, así que lo celebro con un pantallazo, que no lo tenía. Incluyeron mi bibliografía en una colección de textos electrónicos RELEVANTES que hacía por entonces la Universidad de Oxford, una empresa típica de los primeros tiempos de Internet. No es un enlace a mi web, sino otro texto que les envié, albergado allí, diferente del de la Universidad de Zaragoza. Así que tengo el número 2477 en el Oxford Text Archive, y una publicación en Oxford. La última edición que les envié fue la de 2004. No sé si mi bibliografía era tan relevante entonces como ahora—tiene menos visitas ahora que entonces, pero desde luego ha duplicado su tamaño, y ahora puede aspirar al molesto honor de ser el libro más largo escrito por el hombre, si es que una bibliografía es un libro, y si el hombre no es "los hombres".


OTA
 







Etiquetas: , , ,

Lunes, 13 de Abril de 2015 12:21. José Ángel García Landa Enlace permanente. Trabajos


El ojo que ves

viernes, 4 de abril de 2014

El ojo que ves


El ojo que ves no es
ojo porque tú lo veas


El ojo que ves no es ojo porque tú lo veas

—oOo— 
 



Etiquetas: ,

Martes, 14 de Abril de 2015 12:15. José Ángel García Landa Enlace permanente. Imágenes




Plato's Poetics

viernes, 4 de abril de 2014

Plato's Poetics



I used to teach a course in the history of literary criticism in the late 80s and early 90s. And I began, well, before Plato—but Plato was the first major author, before the pièce de résistance of Unit 1, i.e. Aristotle's Poetics. But this is Plato's poetics—not that it's bound to exist as a bound volume.

Plato's Poetics

 http://ssrn.com/abstract=2414535

This paper presents an introductory overview of Plato's poetics, aesthetics, and literary theory, with particular reference to his notion of mimesis, and grounding the discussion on his Theory of Ideas. It is part of a lecture series on the history of literary criticism, partly available online as Hypercritica: A Hypertextual History of Literary Criticism.

And it's also been issued now in the following eJournalsDate posted: March 26, 2014  


eJournal Classifications
AARN Subject Matter eJournals
             
CRN Subject Matter eJournals
             
LIT Subject Matter eJournals
    
PRN Subject Matter eJournals
                          





_____


Elsewhere:

_____. "Plato's Poetics." Academia.edu 10 May 2014.*
    https://www.academia.edu/7004120/
    2014
_____. "Plato's Poetics." ResearchGate 10 May 2014.*
    https://www.researchgate.net/publication/262183965
    2014





Etiquetas: , , , , ,







Visita a Chez Gouet

sábado, 5 de abril de 2014

Visita a Chez Gouet

Visita a Chez Gouet

Etiquetas: , , ,

Lunes, 20 de Abril de 2015 17:40. José Ángel García Landa Enlace permanente. Imágenes




Cubos desde Chile

sábado, 5 de abril de 2014

Cubos desde Chile

Me escriben desde Punta Arenas sobre el método de lectura con cubos ideado por mi padre:

Hola!

Junto con saludarlo, le cuénto cómo llegué hasta usted.
Me llamo Carolina Rosenfeld, soy psicóloga de profesión, y mi experiencia laboral la he realizado practicamente en contextos educativos. A lo anterior, quiero sumarle que vivo en Chile, pero en Punta Arenas, una de las ciudades más australes del mundo. Es una ciudad pequeña (app. 150.000 habitantes) y bastante lejana del centro de Chile, cuya capital es Santiago.

Le cuento todo lo anterior, porque quizás para su sorpresa, en este lado del mundo, existe bastante interés en el método cubo para favorecer la lectura en niños/as pequeños. Dada la lejanía en la que vivimos, he comenzado un emprendimiento orientado en satisfacer las necesidades que existen en esta ciudad en relación a traer recursos educativos y materiales didácticos que sean significativos para favorecer los procesos de enseñanza aprendizaje. Tengo entendido que aquí, en una Universidad de la zona, trabajan muchísimo con el enfoque que desarrolló su padre (si no me equivoco) y la consulta es si existe la posibilidad de reproducir dicho material, de modo de que los alumnos/as universitarios y familias puedan utilizar y practicar este método con los niños/as. La idea sería proporcionar este material a través del local que estoy instalando. Aquí , tenemos mucha madera ( la  lenga que es de un bosque nativo) y se me ocurre, fabricar los cubitos en madera ¿? y bueno...contar con dicho recurso que es bien apreciado por los docentes aquí, en este lugar del mundo.

He buscado material ya elaborado en la red, y nada; por ello es que se me ocurrió la idea que le señalo anteriormente.

Bueno, encantada y quedo atenta a sus comentarios,

saludos cordiales,
Carolina Rosenfeld



Carolina Rosenfeld S.
Tienda Lúdicamente
+569 98276983


________





Contesto a título de gestor extraoficial del tema de los Cubos...

Estimada Carolina:

Me ha alegrado mucho con las noticias que me envía, y de saber que hay personas que han encontrado útil el método de lectura de mi padre para los más pequeños. También en alguna ocasión me han comentado (de México, creo), que lo usan también con niños discapacitados con dificultades para aprender, y seguro que en muchos casos funciona. Los pequeños de mi familia, desde luego, aprendían muy deprisa. Es muy bueno saber que ha interesado a profesionales de la educación en Chile, ójala lo encuentren útil y se difunda.

Sobre la posibilidad de fabricar los cubos, y editarlos como material didáctico o juguete educativo, es muy buena idea, y es lo que mi padre hubiese querido, pero aquí no le dedicamos mucho esfuerzo, me temo, y nos desalentamos al ver que un par de fabricantes que contactamos no contestaban siquiera al correo.

Mi padre siempre estuvo más interesado en promocionar el método que en obtener ganancias de él—creo que ni se lo planteó, pues toda su atención se dirigía a la mejor manera de enseñar a los pequeños. Si Vd. encuentra la manera de sacar adelante este proyecto, no puedo sino felicitarme y felicitarla, y animarla a que lo haga. Quizá, si tuviese mucho éxito, hablo de un éxito desmedido, cosa que no es probable, podríamos ponernos en contacto nuevamente para negociar una pequeña participación de derechos de autor, sobre todo porque constase el reconocimiento a mi padre. Pero sólo me refiero a esto en el caso de que llegase a ser un éxito de difusión que Vd. juzgue importante. Sí le agradecería una referencia a la autoría de mi padre, en la caja o instrucciones del método, sobre todo si piensa utilizar Vd. las mismas plantillas, dibujos, etc.  Para lo que es emprender un proyecto empresarial, que siempre es incierto y quizá costoso, en la fabricación de este material, en lo que a mí respecta puede hacerlo con toda tranquilidad y con mi apoyo, y contando con mi agradecimiento por la atención que presta al trabajo de mi padre.

Asimismo, si se anima a llevarlo adelante y fabrica los cubos, yo mismo le encargaría tres o cuatro ejemplares del método, pagando con la modalidad que Vd. me indique, pues me haría mucha ilusión ver que ha salido adelante la idea.

Así que la animo desde luego a seguir adelante y le deseo que llegue a buen puerto, agradeciéndole además el trabajo que se toma en este proyecto.  Espero sus noticias si ve que en efecto puede desarrollarse.

Un saludo muy cordial, desde Zaragoza,

Jose Angel García Landa


Etiquetas: , ,

Lunes, 20 de Abril de 2015 17:47. José Ángel García Landa Enlace permanente. Educación


M3 and Bobby McGee

sábado, 5 de abril de 2014

M3 & Bobby McGee




Una de las primeras canciones que colgué por la red, reencontrada en Mp3 años después. Bueno, en realidad creo que es la segunda versión, también de hace años. Esta canción la oía yo en el Cerbuna allá por 1980, en un disco que había de Gordon Lightfoot. Aún lo debo tener por allí. También se la oía a Janis Joplin, claro, pero yo soy más de Gordon, por no decir de Lightfoot. 1980... cuando viajábamos en auto-stop, como éste que perdió de vista a Bobby McGee. Ahora no se hace, y si se hiciera seguro que lo llamarían hacer hitchhiking. Lo de perder gente traspapelada, sí se sigue haciendo.


—oOo— 
 


Etiquetas: , ,

Lunes, 20 de Abril de 2015 17:55. José Ángel García Landa Enlace permanente. Músicas mías


Fotografiando mujeres

domingo, 6 de abril de 2014

Fotografiando mujeres

Fotografiando mujeres

Etiquetas: , ,

Lunes, 20 de Abril de 2015 17:59. José Ángel García Landa Enlace permanente. Imágenes


Mover cosas con la mente

domingo, 6 de abril de 2014

Mover cosas con la mente


descartes
La filosofía de Alfred Schütz tiene mucho en común con el interaccionismo simbólico. Aquí un pasaje sobre su concepción de la acción (de Investigaciones fenomenológicas sobre el origen del mundo social, de M. Carmen López Sáenz):


Husserl distinguía una intencionalidad longitudinal (las vivencias en su desarrollo o vivencias pre-fenomenales, es decir, no tematizadas) y una intencionalidad transversal (la reflexión posterior sobre dichas vivencias). Partiendo de estas definiciones, Schütz comprende que la acción en curso no es objetivable para el actor mientras que sí lo es la acción cumplida.

Ésta es la que investiga el sociólogo; puede ser observada y, además, los seres que la ejecutan tienen su propio mundo preinterpretado, se autoobservan; son semejantes. Este objeto es una construcción de segundo grado y la Verstehen [comprensión] sirve para asimilar su plena realidad subjetiva. Comprender el mundo social significa, pues, comprender el modo en que los hombres definen su situación. Definir quiere decir actuar, porque interpretar el mundo es un modo primordial de actuar sobre él.

Pero las cosas no son tan simples, ya que puedo definir la misma situación de forma totalmente distinta a como lo hacen los otros; además no existen acciones aisladas, sino que tienen sus horizontes de relacionalidad con la realidad social; ningún objeto es percibido aisladamente, sino dentro de un horizonte. (178)


(Esto último lo relaciono con la perspectiva de Shibutani sobre las perspectivas). Y pongo el énfasis en interpretar el mundo es un modo primordial de actuar sobre él. Quizá convenga recalcarlo, ya que yo mismo me dedico en gran medida a mover cosas con la mente. Este pasaje es una defensa de la filosofía, y una refutación de aquel famoso dicho de Marx según el cual "hasta ahora los filósofos han interpretado el mundo; lo que hay que hacer es transformarlo." Siendo el mundo humano un mundo simbólico, social y mental, una realidad virtual por así decirlo, interpretar el mundo ya es transformarlo. Presentar una nueva perspectiva sobre las cosas, comprender el mundo de manera diferente y mejor, es alterar el mundo, cambiar las relaciones entre los elementos que los componen, mover cosas con el pensamiento: reconstruir, o construir, el mundo, que está hecho no sólo de objetos físicos, sino de objetos mentales y de esos otros objetos mentales más elusivos, las relaciones entre las cosas del mundo que le dan forma al mundo y de hecho hacen que las cosas sean lo que son.

Etiquetas: , , ,

Lunes, 20 de Abril de 2015 18:01. José Ángel García Landa Enlace permanente. Filosofía


La dieta de Tascala

domingo, 6 de abril de 2014

La Dieta de Tascala

Mucho se ha debatido el alcance del canibalismo en Mesoamérica. Sí, se acepta que en el Caribe había caníbales, una cosa tribal. Pero también parece que se confirma continuamente que los aztecas practicaban el canibalismo. Aunque este arqueólogo dice que era una cosa ceremonial para ricos, aristócratas y sacerdotes (quizá los otros no se podían permitir comer carne con frecuencia) y no parte de la dieta habitual. Y no sólo eran caníbales los aztecas, sino también los pueblos enemigos que tenían arrinconados en Puebla, como los tlaxcaltecas. Supongo que en México no gusta en exceso oír estas cosas, y muchos las asocian con fábulas inventadas por los malvados españoles (los auténticos ogros) para justificar la conquista. Ahora que abunda tanto allí la identificación fantasiosa con las culturas precolombinas, estas noticias de un imperio caníbal caen siempre de nuevas o se ven rodeadas de dudas. Gusta más a muchos pensar que la dieta de los mexicanos era básicamente vegetariana (y en gran parte lo era, no digamos que no). No es sólo que sea más agradable identificarse con ancestros cultos, dignos y portadores de una civilización avanzada y sostenible, sino que positivamente repugna (o me repugna a mí) la idea de una cultura organizada, compleja, comercial, cortesana y urbana, que a la vez cría gente como cerdos para comérselos. Más nazis que los nazis, vamos—eran estas culturas una ofensa ya no a los vegetarianos sino a lo que consideramos mínimamente humano, una civilización de ogros o de orcos, por decirlo en una palabra, y es triste que algún discurso anticolonialista actual, tendente al buenismo y al nativismo fashion, les dé cierta buena prensa. La realidad (y la humanidad) es más desagradable, claro, cuando se examina de cerca, y no hay tanta diferencia como parece entre el orco y el humano; incluso el nazi es demasiado humano. También la oposición antagónica de "los mexicanos nativos" contra "los españoles" como dos grupos enfrentados es simplista e ignora las profundas diferencias entre los indios mismos (entre el que come y el que es comido, por ejemplo).

Sin duda cada cultura encuentra maneras distintas de controlar la población y acomodarla a los recursos: los anticonceptivos y el aborto hoy, pero también con frecuencia el infanticidio, la guerra, el celibato masivo... Recordemos la fórmula típica en Occidente: un hijo a reproducir la propiedad y la familia, otro a la guerra (a que lo maten o quizá a que produzca proletarios, o más carne de cañón) y otro al monasterio, a cortar el flujo genético. Malthus hablaba de las epidemias como un medio involuntario pero espontáneo de control de la población, y de eso llevaron mucho los españoles a América. También las matanzas organizadas han sido, en tristes episodios de la historia humana, una solución de "equilibrio ecológico" entre la población y los recursos. A veces, por la vía de transformar la población en recursos consumibles.

Lo que encontraron Cortés y sus tropas en México fue una auténtica cultura organizada de la matanza: el canibalismo como opresión de clases, como depredación social sistemática, y como auténtica industria cárnica —nada de antiguos rituales ceremoniales y excepcionales sacrificios comulgatorios en homenaje a los antepasados; había un continuo entre el esclavo, la bestia de carga y el ganado de matadero. Pero gusta tan poco saberlo que no se difunden siquiera pasajes como éste de la Historia de Bernal Díaz del Castillo. Es un capítulo memorable escrito por un testigo presencial. Aquí ven los españoles, por primera vez, desde el volcán, las tierras de los aztecas y la ciudad de Tenochtitlán. De ésta les han hablados sus aliados los "tascaltecas", en un parlamento en que han pactado una alianza con los españoles para que les protejan de sus enemigos aztecas. Fue un parlamento o negociación menos famoso que la Dieta de Worms, pero no menos importante:

También dijeron aquellos mismos caciques que sabían de sus antecesores que les había dicho un su ídolo, en quien ellos tenían mucha devoción, que vernían hombres de las partes de donde sale el sol y de lejas tierras los sojuzgar y señorear; que si somos nosotros, que holgarán dello, que pues tan esforzados y buenos somos. Y cuando trataron las paces, se les acordó desto que les habían dicho sus ídolos y que por aquella causa nos dan sus hijas para tener parientes que les defiendan de los mexicanos. Y desque acabaron su razonamiento, todos quedamos espantados y decíamos si por ventura decían verdad. Y luego nuestro capitán Cortés les replicó y dijo que ciertamente veníamos de hacia donde sale el sol y que por esta causa nos envió el rey, nuestro señor, a tenelles por hermanos, porque tiene noticia dellos, y que plega a Dios que nos dé gracia para que por nuestras manos e intercesión se salven. Y dijimos todos amén.
popocatepetl
Hartos estarán ya los caballeros que esto leyeren de oír razonamientos y pláticas de nosotros a los tascaltecas y ellos a nosotros; querría acabar ya, y por fuerza me he de detener en otras cosas que con ellos pasamos. Y es que el volcán que está cabe Guaxocingo echaba en aquella sazón que estábamos en Tascala mucho fuego, más que otras veces solía echar, de lo cual nuestro capitán Cortés y todos nosotros, como no habíamos visto tal, nos admiramos dello. Y un capitán de los nuestros que se decía Diego de Ordás tomole cobdicia de ir a ver qué cosa era y demandó licencia a nuestro general para subir en él, la cual licencia le dio, y aun de hecho se lo mandó, y llevó consigo dos de nuestros soldados y ciertos indios principales de Guaxocingo. Y los principales que consigo llevaba poníanle temor con decille que desque estuviese a medio camino de Popocatepeque [Popocatépetl], que ansí llaman aquel volcán, no podría sufrir el temblor de la tierra ni llamas y piedras ni ceniza que dél sale, e que ellos no se atreverían a subir más de addonde tienen unos cúes [adoratorios] de ídolos que llaman los teules [dioses, espíritus] de Popocatepeque. Y todavía el Diego de Ordás, con sus dos compañeros, fue su camino hasta llegar arriba, y los indios que iban en su compañía se le quedaron en lo bajo, que no se atrevieron a subir. Y paresce ser, según dijo después el Ordás y los dos soldados, que, al subir, que comenzó el volcán de echar grandes llamaradas de fuego y piedras medio quemadas y livianas y mucha ceniza, y que temblaba toda aquella sierra y montaña adonde está el volván, y que estuvieron quedos sin dar más paso adelante hasta de ahí a una hora, que sintieron que había pasado aquella llaamrada y no echaba tanta ceniza ni humo, y que subieron hasta la boca, que era muy redonda y ancha, y que habría en el anchor un cuarto de legua, y que desde allí se parescía la gran cibdad de México y toda la laguna y todos los pueblos que están en ella poblados. Y está este volcán de México obra de doce o trece leguas. Y después de bien visto, muy gozoso el Ordás e admirado de haber visto a México y sus cibdades, volvió a Tascala con sus compañeros. Y los indios de Guaxocingo y los de Tascala se lo tuvieron a mucho atrevimiento. Y cuando lo contaban al capitán Cortés y a todos nosotros, como en aquella sazón no lo habíamos visto ni oído como agora, que sabemos lo que es y han subido encima de la boca muchos españoles y aun frailes franciscos, nos admiramos entonces dello. Y cuando fue Diego de Ordás a Castilla lo demandó por armas a Su Majestad, e ansí las tiene agora un su sobrino Ordás, que vive en la Puebla. Después acá, desque estamos en esta tierra no le habemos visto echar tanto fuego ni con tanto ruido como al principio. Y aun estuvo ciertos años que no echaba fuego, hasta el año de mil e quinientos y treinta y nueve, que echó muy grandes llamas y piedra y ceniza.

Dejemos de contar del volcán, que agora que sabemos qué cosa es y habemos visto otros volcanes, como son los de Nicaragua y los de Guatimala, se podían haber callado los de Guxalcingo sin poner en relación. Y diré cómo hallamos en este pueblo de Tascala casas de madera hechas de redes y llenas de indios e indias que tenían dentro encarcelados y a cebo hasta que estuviesen gordos para comer y sacrificar. Las cuales cárceles les quebramos y deshicimos, para que se fuesen los presos que en ellas estaban, y los tristes indios no osaban ir a cabo ninguno, sino estarse allí con nosotros, y ansí escaparon las vidas. Y dende en adelante, en todos los pueblos que entrábamos lo primero que mandaba nuestro capitán era quebralles las tales cárceles y echar fuera los prisioneros, y comúnmente en todas estas tierras los tenían. Y como Cortés y todos nosotros vimos aquella gran crueldad, mostró tener mucho enojo de los caciques de Tascala y se lo riñó bien enojado, y prometieron que, dede allí adelante, que no matarían ni comerían de aquella manera más indios. Digo yo ¿qué aprovechaba todos aquellos prometimientos, que, en volviendo la cabeza, hacían las mismas crueldades? Y dejémoslo ansí. Y digamos cómo ordenamos de ir a México.


(Bernal Díaz del Castillo, Historia verdadera de la conquista de la Nueva España, capítulo LXXVIII)


Montaigne justificó el canibalismo de las culturas indígenas americanas comparándolo con otras crueldades cometidas por los europeos, y negándose así a ver esas culturas como más bárbaras o inhumanas que la suya propia. Barbarie por barbarie, es cierto, es difícil echar el cálculo. Pero eso no debería servir como justificación o excusa para exculpar, ignorar o minimizar el horror del canibalismo. Puede observarse que el derecho a no ser comido no figura siquiera en la declaración de derechos humanos. Por algo será.



Etiquetas: , , , , , ,

Domingo, 26 de Abril de 2015 23:10. José Ángel García Landa Enlace permanente. Historia


Flaca (2)



 
parejaabrazada

FLACA

Aquí tocando unplugged una canción de Andrés Calamaro que tuvo mucho éxito en tiempos. A Calamaro imperson lo ví una vez de telonero de Dylan. Este disco de Alta Suciedad, donde él imitaba o impersonaba a Dylan en la portada, me lo compré en Murcia, o en Madrid, yo qué sé, a la vez que uno de Céline Dion. Era otro siglo, creo. Y todo lo demás también.




—oOo—




Etiquetas: ,

Lunes, 27 de Abril de 2015 14:14. José Ángel García Landa Enlace permanente. Músicas mías


SSRN top 30,000

lunes, 7 de abril de 2014

SSRN top 30,000


One of these days I'll reach my glass roof at the SSRN. But hey, for the time being the climbing's still going good.

Top 30,000 authors ranked by number of papers. Find me on the first page:

Captura de pantalla 2014-04-07 a la(s) 08.26




And now a couple of graphs. The first one shows me climbing up to my current top position in this repository, no. 39, ranked by total number of uploaded papers.

ssrntopdown
 


¡Hey, I've got more papers there than Pablo Fernández! Not that they are as read as his, though.

The second graph shows the number of new papers—well, newly uploaded papers actually, but considering that I've been at the SSRN since 2007, I'm already an old-timer, and I'm not doing so bad here either—I rank 53 out of 179,000— which is the top 0,03 %, or a ranking grade of 9,97 over 10.  In overall number of papers it's, let me see... 0,02%, i.e. 9.98 out of 10. ¡Let's see if I make it to 9,99!

So all aboard
For the American tour
And maybe you'll make it to the top
But mind how you go
And I can tell you 'cause I know
You may find it hard to get off...
 

 

ssrntopnew





Etiquetas: , ,

Lunes, 27 de Abril de 2015 14:18. José Ángel García Landa Enlace permanente. Terrorismo


Lee Smolin habla sobre El Renacer del Tiempo

lunes, 7 de abril de 2014

Lee Smolin habla sobre El Renacer del Tiempo


Una entrevista que traduje, emitida originalmente por YouTube, sobre la nueva concepción evolucionista de la cosmología y de las leyes físicas promovida por Lee Smolin:

Resumen: Este artículo es una transcripción y traducción al español del diálogo sobre cosmología evolucionista mantenido por el físico Lee Smolin y el novelista Robert J. Sawyer en la Biblioteca Pública de Toronto, el 29 de abril 2013, a propósito del libro de Smolin TIME REBORN (El Renacer del Tiempo). Smolin propone allí una nueva concepción evolucionista de la física, según la cual las leyes físicas no estarían fijas en una dimensión transcendental sino que estarían sujetas a procesos evolucionistas. Se trata de un marco teórico anti-platónico, en el que el desarrollo del tiempo es constitutivo, y no epifenomenal, para la realidad física.

English abstract: This paper is a transcription and Spanish translation of the dialogue on evolutionary cosmology held by physicist Lee Smolin and novelist Robert J. Sawyer at the Toronto Public Library, on April 29, 2013, on the subject of Smolin’s book TIME REBORN. Smolin puts forward a novel evolutionary conception of physics, according to which physical laws would not be fixed in a transcendental dimension, but would be subject to evolutionary processes. This is a non-Platonic theoretical framework in which the passage of time is constitutive, and not epiphenomenal, with respect to physical reality.

Note: Downloadable document is in Spanish.


Ha sido aceptado el artículo para su distribución en un par de revistas del SSRN, la de Metafísica y la de Historia de la Filosofía Occidental, y aparece en las redes correspondientes (además de en la de antropología cultural, estudios científicos y tecnológicos) con fecha de 26 de marzo de 2014. (Date posted: March 26, 2014)

http://papers.ssrn.com/abstract=2414726

eJournal Classifications Message
AARN Subject Matter eJournals
    
        
            
Added to eLibrary 
PRN Subject Matter eJournals
    
        
Distributed in History of Western Philosophy eJournal
Vol 7, Issue 12, April 01, 2014 
PRN Subject Matter eJournals
    
        
Distributed in Metaphysics eJournal
Vol 7, Issue 9, April 02, 2014 




—oOo— 
 


Etiquetas: , , , , ,

Miércoles, 29 de Abril de 2015 21:57. José Ángel García Landa Enlace permanente. Evolución






Blog de notas de
José Ángel García Landa

(Biescas y Zaragoza)
::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::
"Algo hay en el formato mismo de los blogs que estimula un desarrollo casi canceroso de nuestro ego"
(John Hiler)





Archivos

Temas

Enlaces


http://garciala.blogia.com

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris